Consejos para llenar el bar

Navidad 2022: Cómo organizar una cena de empresa 10

La Navidad está a la vuelta de la esquina y con ella las reuniones familiares y de empresa. Estas reuniones son ya una tradición en España desde hace unos años y suelen ser eventos para conocer, socializar y pasar un buen rato lejos de la oficina. Por eso, estas comidas o cenas en las que generalmente hay un gran volumen de personas, deben tener una organización diez.

Tras las pasadas navidades, con restricciones y toques de queda, este año estas fiestas presentan un escenario totalmente distinto. Teniendo siempre en cuenta mantener las normas de salud para minimizar el contagio, este diciembre podemos reunirnos en bares y restaurantes con nuestros compañeros de trabajo.

Además, hay buenas noticias para los hosteleros porque este año las reservas para las celebraciones de reuniones navideñas han empezado antes de lo habitual y los locales esperan llegar a unas cifras similares o superiores a las de los años precovid. Aquí te ofrecemos una serie de recomendaciones para que en esos días que tan importantes para el negocio, todo salga perfecto y tus clientes disfruten de una cena inolvidable.

via Gfycat

  1. Planifica con tiempo de antelación suficiente

    Lo primero de todo es, una planificación buena y con suficiente margen de tiempo para poder cumplir con las expectativas de tus clientes. Como profesional de la hostelería, puedes recibir peticiones concretas cuando una empresa realice una reserva por gente que tenga alergias a algún alimento o por que haya algún comensal vegetariano, por ejemplo. Muéstrate flexible para satisfacer las necesidades de todas las personas que vayan a acudir a la reunión.

  2. Elige una temática

    Una cena de empresa no tiene por qué ser aburrida, sobre todo si el contexto está lejos de la oficina. Aplica un poco de creatividad en estas cenas, ofreciendo a tus comensales una temática. Puedes recurrir a la actualidad y decir que los platos están basados en películas, por ejemplo, o series que se han puesto de moda como El Juego del Calamar.

  3. Define un menú concreto

    Determinar un menú especial para este tipo de eventos te ayudará a ahorrar tiempo en la oferta y preparación de las comandas, reduciendo los tiempos de espera y agilizando todos los procesos. Atento también a aquellos que padezcan intolerancias alimentarias para poder incluir estos detalles en el menú.  Esto debe ser una prioridad al comienzo de la planificación para que tengas tiempo suficiente, en caso de posibles correcciones. Dependiendo del tipo de evento que vayas a organizar, deberás ajustar la comida, raciones y la forma de servirlas. Es decir, sean aperitivos, platos enteros, menús de tres comidas o solo un picoteo acompañado de cócteles. No hay nada que ofrezca peor imagen a una cena de empresa que no controlar estos aspectos. Anticiparse es la clave.

  4. Contrata a personal si es necesario

    Si las comidas y cenas aumentan de tal manera que tienes todas las reservas ocupadas en diciembre, seguramente será buena idea que cuentes con apoyo extra durante estos días. Contrata a personal que te ayude a llevar mejor todos los servicios que vas a tener que cubrir durante las fiestas navideñas, tanto para sala como para cocina.

  5. Promociona tu actividad

    En las oficinas siempre existe el típico bar al que va la gente a desayunar o a comer. Ese puede ser el tuyo. Haz saber en tu zona o barrio que estás abierto a organizar comidas de empresa con un menú que les invite a llamarte y a reservar toda la sala. Puedes hacer de manera tradicional, simplemente informando a los comensales de confianza cuando acudan a tu bar a consumir o bien a través de canales más tecnológicos como las redes sociales.

  6. Ten un detalle con tus invitados

    Detalles para fidelizar. Los pequeños detalles suman puntos para inyectar energía tus clientes. Si tienes un cliente habitual de una oficina o una compañía está interesada en celebrar este tipo de eventos en tu local, puede ser una buena idea y muestra de gratitud tener un detalle con la empresa o la persona encargada de la organización. A todos nos gusta un detallito que nos anime a repetir la experiencia.  Por ejemplo, puedes ofrecer cupones de 'X' eventos al año, facilidades para celebrar comidas con clientes en cuanto a espacios, etc. Cualquier gesto cuidado puede hacer que repitan y te ganes su confianza para futuras celebraciones y no sólo de cenas de empresa.

Todo lo que consideres que puede mejorar el ritmo de trabajo puede ser positivo en el impacto que tengas sobre tus clientes. Nosotros te hemos propuesto estas ideas con las que seguro podrás gestionar mejor las reservas que tengas durante este mes.

Quizás también te interese