Consejos para llenar el bar

Esta Navidad regala Hostelería

Durante las fechas navideñas identificamos dos días claves en las que hay regalos para todos. Sin embargo, muchas veces la hostelería no forma parte de esos regalos. En este post te damos algunas ideas que puedes comunicar poco a poco a tus clientes para que tengan en cuenta que también pueden regalar una experiencia gastronómica en tu local.

Desde que aparecieron programas como Masterchef y los grandes chefs empezaron a ser personajes famosos, la gastronomía está de moda. Es muy difícil alcanzar los niveles de estos restaurantes, aunque tampoco es necesario tener una estrella Michelin para que los vecinos de tu barrio o las personas que pasan por delante de tu bar quieran parar a consultar tu oferta.

Navidad es el momento perfecto del año para hacer regalos, y si son originales, los regalados se sentirán mucho más satisfechos. A todos nos gusta que nos sorprendan el día 6 de enero, o 25 de diciembre, para los que celebren Papá Noel. Ahora tú puedes formar parte de esa sorpresa y para conseguirlo en este post te proponemos algunas ideas para que tus clientes quieran regalar una experiencia en tu restaurante.

  1. Menú degustación

¿Siempre quisiste organizar un menú degustación, pero no encontrabas una excusa? Ahora es el momento perfecto. Muchos restaurantes cuentan ya con opciones de venta de vales por una cena para dos o un menú degustación. Es un servicio sencillo de confeccionar. Ten en cuenta cuáles son tus mejores platos o los que más gustan a los clientes y desarrolla una carta especial que proporcione una experiencia gastronómica inolvidable a tus comensales.

  1. Clase de cocina

Seguro que hay un plato en el que te has convertido en un especialista, como Raúl con sus cucharitas o Ronaldinho y las elásticas. ¿Y qué hay mejor que compartir tu talento con el mundo?

Organiza una masterclass en la que los usuarios aprendan a cocinar tu receta estrella. Esta opción es muy recurrente entre las parejas y pequeños grupos de amigos, cuando termine la clase, deberán probar sus platos y disfrutar de la comida. Tener en cuenta las necesidades de los alimentos que necesitarás y qué cantidad de personas puedes atender en cada turno, serán unas de las condiciones para poder llevar a cabo esta idea.

  1. Tarjeta regalo

Aunque este regalo está un poco más visto y sabiendo que no eres El Corte Inglés, una tarjeta regalo siempre es un detalle recurrido para las personas que no saben qué regalar. Confecciona tarjetas por valor de una o varias comidas, por ejemplo: tarjeta regalo para dos cenas al mes o tarjeta regalo para desayunar todos los días hasta junio.

Una vez decidas cuál es el pack que puedes ofrecer y si es rentable para tu negocio, solo tendrás que acordar con la persona interesada qué tipo de servicio quiere regalar a esa persona especial.

  1. Cata de tu especialidad

De la misma forma que la masterclass, puedes organizar un curso o cata para que los que atiendan a la formación aprendan sobre un producto concreto. Por ejemplo, si tu restaurante es referente o especialista en setas, puedes dar a probar varios tipos de setas a tus alumnos, explicándole la procedencia, cuándo crecen, con qué puedes cocinarlas… y un largo listado de características que guarda cada alimento. Esta opción será la más acertada para los amantes de la gastronomía, aquellas personas que les gusta estudiar los sabores y conocer más sobre los productos que les apasionan.

Elige cuál de estas opciones puede encajar con tu negocio y no tardes en comunicárselo a tus clientes. Aunque en Navidad las comidas y los encuentros están a la orden del día, siempre es bueno tener una excusa para retomar los encuentros y disfrutar de una buena comida con amigos y familia, y estos regalos son el pretexto perfecto.

Quizás también te interese