Consejos para llenar el bar

Medidas de prevención contra el coronavirus que debes adoptar en tu negocio

Ante la rápida extensión del COVID-19, muchos negocios de restauración y hostelería se han visto obligados a cerrar sus puertas al público de manera temporal. Otros han mantenido cierto nivel de actividad gracias a la modalidad de envío de comida a domicilio. Unos y otros, sin embargo, tienen algo en común: están ante un escenario desconocido y jugando un partido frente a un rival del que apenas tienen referencias. Aun así, todos saben que, empleándose a fondo, la victoria es segura y todo volverá a la normalidad.

Para empezar, hay algo que sí está claro: al COVID-19 se le rompen las líneas defensivas con unos hábitos de higiene muy concretos, y evitando jugarle cuerpo a cuerpo, manteniendo las distancias. Esta táctica es especialmente necesaria en aquellos restaurantes o negocios que siguen abiertos para dar servicio a domicilio a los ciudadanos.

Ante este partido, te explicamos cuáles son las medidas que debes tomar si regentas un negocio de hostelería, así como las que deben cumplir las empresas y personas encargadas de repartir tus productos.

Medidas de higiene personal

La Confederación Empresarial de Hostelería de España ha elaborado una guía de buenas prácticas para los establecimientos y trabajadores del sector turístico. Este documento pretende asegurar la actividad de estas empresas o negocios, con especial hincapié en la salud de los empleados y clientes.

Para ello ha basado todas sus recomendaciones en las instrucciones proporcionadas por el Ministerio de Sanidad, entidades como HOSBEC (Asociación Empresarial Hostelera de Benidorm, Costa Blanca y Comunidad Valenciana) y organismos como CEPYME, CEOE, UGT y CCOO.

Entrando en materia, hay una serie de medidas que, como ciudadanos, todos debemos tomar, independientemente de si somos responsables de un negocio o no:

  • Hay que lavarse las manos frecuentemente, con agua y jabón o alcohol desinfectante. Es recomendable hacerlo a menudo, independientemente de los objetos que hayas tocado. La OMS ha publicado, además, una infografía con los pasos a seguir para lavarse bien las manos.
  • Tanto los repartidores como los empleados de un negocio deben dejar, al menos, un metro de distancia con cualquier persona, especialmente con las que tengan síntomas. Es decir, a la hora de entregar un pedido al repartidor, debes evitar el contacto físico, y nunca acercarte demasiado.
  • Cada vez que quieras toser o estornudar, hazlo en el hueco interior del codo, no sobre la mano. Después, lávate las manos. Evita tocarte con ellas la cara, concretamente los ojos, la boca y la nariz, pues son éstas las vías de entrada del virus a nuestro organismo.

Desinfección de tu negocio

Mantener abierta tu cocina para elaborar pedidos que posteriormente se entregarán a domicilio o con una finalidad social (por ejemplo, se han dado casos de restaurantes que entregan comida a los trabajadores sanitarios) es, sin duda, un gesto muy loable en esta circunstancia. Pero debes extremar las precauciones de limpieza del local para evitar que el virus se propague. En este sentido, sé extremadamente cauteloso y sigue estas medidas a rajatabla:

  • El Ministerio de Sanidad advierte de que hay que realizar limpieza y desinfección de las instalaciones a menudo. Céntrate en la limpieza de superficies, pomos de las puertas, lavabos, suelos, teléfonos, fogones, caja, etc. Se recomienda utilizar lejía, además de guantes de vinilo o acrilonitrilo. En caso de usar guantes de látex, es recomendable llevar debajo unos de algodón.
  • Recuerda ventilar el local a menudo, asegurando una renovación del aire suficiente.
  • Instala dispensadores de gel desinfectante para que todo el que entre y salga de tu local pueda utilizarlos.
  • Debes lavar y desinfectar la vajilla a temperaturas superiores a 80ºC, ya que el virus no es tan resistente al calor. No olvides lavar bien, y a menudo, los manteles, las servilletas y la ropa de trabajo, también a temperaturas elevadas a más de 60ºC.
  • A la hora de cocinar los alimentos, también deberías intentar hacerlo por encima de los 70º, en la medida de lo posible, y mantener la cadena de frío.

¿Qué medidas de prevención deben tomar los repartidores?

La cadena que sigue el alimento tiene que contar con garantías de seguridad en su totalidad. No sirve de nada que tú, como dueño del local, extremes las precauciones, si la persona que se encarga de transportar tu comida a su destinatario no lo hace. En este engranaje, el rol de los repartidores es clave, y por ello también deben seguir ciertas recomendaciones en aras de prevenir el contagio del COVID-19. Son las siguientes:

  • El repartidor no debe tener ningún contacto físico con el cliente, respetando el metro mínimo de separación establecido. Lo recomendable es que el repartidor coloque la bolsa en la puerta del domicilio, toque el timbre para avisar al cliente, y se vaya para que éste pueda abrir la puerta y cogerlo. Además, no será necesaria la firma del ticket de entrega.
  • Las bolsas deberán estar precintadas.
  • Es recomendable que los pagos se realicen, en la medida de lo posible, con tarjeta de crédito, para que no haya contacto a través de monedas o billetes. Es cierto que, según afirma la OMS, el riesgo de contagio por billetes, monedas o tarjetas es muy bajo, pero siempre es preferible ser cautelosos.

Es importante que tanto la propiedad como los trabajadores y las personas que entren en el negocio (repartidores, proveedores, etc.) cumplan estas medidas recomendadas por el Ministerio de Sanidad y la OMS. El objetivo es unir fuerzas para frenar la expansión del COVID-19 y volver a la normalidad lo antes posible. De igual manera, puedes utilizar plataformas como las redes sociales para avisar a tus clientes de que sigues cocinando para que ellos no tengan que salir, fomentando el movimiento #YoMeQuedoEnCasa.

Quizás también te interese